El CNAB se aleja de la Final Six

No pudo ser. El  Atlètic Barceloneta no fue capaz de sacar nada positivo de su visita en la piscina del Jug Dubrovnik, el vigente campeón continental, cayendo por la mínima (11-10). Las opciones del conjunto catalán son remotas, puesto que tendría que ganar los encuentros que les restan y que el ZF Eger no sume ningún punto.

En los primeros compases del encuentro se vio mucho respeto por parte de ambos conjuntos, así como muchas imprecisiones en la parcela ofensiva. Fue tal el desacierto de los ataques que los goles no llegaron hasta el último minuto. Felipe Perrone batió a Dani López Pinedo a falta de 48 segundos con un lanzamiento terminado en bote. Jokovic Maro hizo el segundo, en hombre de más, desde de la distancia (2-0).

El segundo cuarto tuvo un buen inicio para los marineros y Stranhinja Rasovic quitó las telarañas de la portería croata haciendo el primero aprovechando una superioridad. Sin embargo, la alegría duró poco, ya que los vigentes campeones pusieron tierra de por medio con un parcial de 2-0 con dianas de Xavi García y Felipe Perrone.

Con todo esto, el CNAB siguió trabajando y logró recortar diferencias con dos tantos consecutivos. El primero llegó después de una recuperación de Viktor Rasovic y una gran finalización de Marc Minguell. Pero de nuevo los locales replicaron con dos goles que le permitieron mantener una distancia de tres goles (6-3).

UN FOCO DE ESPERANZA

Los chicos de Chus Martín pusieron una marcha más después del descanso y firmaron un parcial de 0-4 para empatar el partido. Dos dianas consecutivas de Alberto Munarriz y Roger Tahull, sumadas a la buena efectividad del pequeño de los Rasovic logró mantener a raya al Jug. No obstante, el equipo croata logró dar la vuelta en los instantes finales del tercer tiempo gracias a la sangre fría de Josip Vrlic, el cual batió a Dani López Pinedo a falta de cinco segundos. Tanto que rompió las tablas.

El último tramo del encuentro no fue apto para cardiacos con un intercambio de golpes constantes. Markovic Pavo devolvió la ventaja después de anotar en superioridad pero rápidamente llegó la reacción de los de Chus Martín. Munárriz desde los dos metros y Vicktor Rasovic por medio de un lanzamiento cruzado, puso el 9-9 en el electrónico.

Por otra se repitió la dinámica en el bando local y poniendo ante las cuerdas a los jugadores los barceloneses que se mantuvieron dos goles abajo a falta de tan solo 58 segundos para el final, cuando el navarro creyó en lo imposible para batir desde el exterior al meta local a falta de 36 segundos. Sin embargo, la épicabo tiempo de forzar el empate.

El próximo compromiso europeo para los de Chus Martin, ya sin margen de error, será en la Sant Sebastià el próximo 5 de abril (19.15 horas) frente el Waspo Hannover 98.

twitter-bird@jove_grada

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Advertisment ad adsense adlogger