Alfonso Merino, el intrépido entrenador

Tras su marcado paso por el equipo nacional tailandés, el técnico navarro ha cogido el testigo de Joan Albella en el Fluvial portugués del que se espera que gane todos los títulos; por el momento parece ir por el buen camino

Pocos son los que se atreven a dejar a un lado la zona de confort, hacer las maletas y poner rumbo a un mundo desconocido con sólo una idea en mente: “vivir experiencias enriquecedores entorno a un deporte que me ha dado todo”. Después de media vida siendo el gran ideólogo de la sección femenina del WP 98 02, el técnico navarro quiso pasar página para buscarse como entrenador, por lo que tras un tiempo meditando sobre su futuro se marchó contra todo pronóstico para Bangkok. Allí asumió la responsabilidad de ponerse al frente del equipo nacional tailandés bajo el objetivo de promocionar un deporte en un país que mejoró considerablemente su nivel. Así lo demostró en competiciones tales como Asian Beach o Sea Games -Juegos del sudeste asiático-, entre otros.

[bs-quote quote=”Estamos en mi familia muy orgullosos por la valentía de lanzarnos a todo llevando incluidos a los hijos; cualquiera no lo hace” style=”style-14″ align=”center”][/bs-quote]

Después de cerrar esta etapa en Taliandia, a Alfonso Merino le surgió la oportunidad de coger el testigo de Joan Albella al frente del Fluvial portugués. Sin pensárselo dos veces y a pesar de tener la tentación de volver a España, el navarro dio un paso al frente y continuó con su particular trayectoria ‘exótica’. “Esta siendo todo muy enriquecedor a todos los niveles: profesional, familiar y personal“, comenta Merino, quien sólo tiene palabras de agradecimiento a su familia, gran apoyo en toda esta experiencia. “Sólo puedes sumergirte en una aventura así con una mujer como la mía“. “Estamos en mi familia muy orgullosos por la valentía de lanzarnos a todo llevando incluidos a los hijos. Cualquiera no lo hace, nosotros apostamos y esta saliendo genial“, explica con franqueza.

Falta más nivel

Un técnico como Alfonso -“adaptable ante todo y muy consciente de mis limitaciones“- parece no tener techo y evoluciona experiencia tras experiencia. En este caso, en Portugal, donde a pesar de que el nivel es “flojitose espera mucho de su equipo después de que consiguiera el título de campeón de Liga el curso pasado. “La mayoría esperan que ganemos todo“, comenta Merino, quien a día de hoy parece haber cumplido con creces los objetivos marcados hasta ahora. De momento son líderes de Liga y están clasificados para la Final Eight de Copa. Sin embago, desvela que “lo importante empieza tas la Semana Santa donde veremos si la preparación que estamos realizando es la adecuada“, puntualiza un técnico que fue recibido con los brazos abiertos, gracias en gran parte a que viene a ser un “equipo familiar“, más allá de que en su mayoría “son jugadores de gran calidad, que podrían dar mucho más“.

Los objetivos, por tanto, son claros: ganar todos los títulos posible. Todo ello en una competición donde hay dos equipos fuertes, mientras que el resto de plantillas son normalescon algún jugador interesante“. “De todas formas la liga podría tener mucho mas nivel con los mismos jugadores que hay, pero en Portugal falta mucha cultura deportiva“. Por este motivo, Alfonso no sólo quiere dejar huella en el propio Fluvial, sino que su intención pasa por la de “ayudar a desarrollar el waterpolo en Portugal“, puesto que al fin y al cabo allíi toman como referencia al waterpolo español: “para ellos es un espejo donde mirarse, es el ejemplo a seguir. Va a ser muy complicado pero el waterpolo portugués admira el español“, concluye.

twitter-bird@etoster

También podría gustarte
¡Suscribete a WATERPOLISTA.com totalmente GRATIS!
Disfruta de todas las novedades que se publican en WATERPOLISTA.com y muchas ventajas que irás recibiendo semana tras semana.
1 comentario
  1. Hélder Teixeira dice

    Mais uma grande pessoa, que acrescenta a Portugal o nível necessário.
    Parabéns pela contínua dedicação à modalidade e conseqüentemente à equipa Portuense. Portugal precisa da continuidade e crescimento factual.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.