Debut sin sobresaltos (y dominio) para Holanda, Grecia e Italia

A la victoria de los favoritos al título hay que tener en cuenta la abultada victoria de Rusia que no tuvo piedad en esta primera jornada ante Turquía que encajó hasta 35 goles en el Grupo B

Andrea Staccioli (Deepbluemedi)

El Grupo A fue el encargado de dar el pistoletazo de salida al Europeo de Barcelona. Y lo hizo sin grandes sorpresas. Con Holanda e Italia deshaciéndose sin ningún tipo de problemas de las teóricamente definidas como cenicientas del torneo y con Grecia imponiéndose a Francia en el partido más igualado de la tarde en esta parte del cuadro. En este sentido, debut sin sobresaltos para la actual subcampeona europea, que no dio ningún tipo de opción al combinado croata en su tercer enfrentamiento en un campeonato de estas características. Los parciales del partido inaugural, 6-0, 5-0, 3-1 y 7-0 hablan por sí solos. Lideradas por Van der Sloot y Sevenich, autoras de 5 y 4 goles respectivamente, la selección holandesa, que se impuso por un claro 21-1 gracias a su efectividad (50%), dejó claro por qué es una de las principales candidatas a llevarse el título.

Italia mostró músculo

Dominio abrumador de las italianas, que tampoco se dejaron sorprender por una débil Israel que no dio señales de vida en ningún momento y que nada pudo hacer ante los arreones de la escuadra dirigida por Fabio Conti. Únicamente pudieron marcar dos goles las israelíes en el partido más importante hasta la fecha para ellas, uno de ellos de penalti, ante una Italia que, con Garibotti y Palmieri al mando, se mostró muy fiable de cara a puerta y dejó cerrado el encuentro antes de la media parte. Los parciales fueron de 0-3, 0-6, 1-5 y 1-7 para un resultado final de 2-21.

Andrea Staccioli (Deepbluemedi)

Por su parte, en Grecia la actuación previa al duelo, protagonizada por los Brodas Bros, grupo que amenizará las esperas durante todo el torneo, ya hizo pensar a los presentes en la Piscina Picornell que lo que iban a presenciar iba a ser todo un espectáculo. Y francesas y griegas no defraudaron. Les costó meter el primero, que llegó a falta de 1:30 para que finalizara el primer cuarto, pero a partir de ahí fue un no parar. Especialmente en el caso de las griegas, que prácticamente dejaron cerrada la victoria antes del descanso (1-2, 2-4). En la segunda mitad (1-3, 1-3), misma dinámica con las francesas, que se fueron hundiendo poco a poco con el paso de los minutos, intentando resistir sin éxito ante una Grecia que no bajó el ritmo. Al final, un merecido 5-12 para las de Georgios Morfesis.

Festival de goles de Rusia

Como en el Grupo A, en el B también hubo de todo. Goleadas como la de Rusia ante Turquía en un duelo que prácticamente no tuvo historia, y partidos apasionantes como un Serbia – Alemania que no dejó a nadie indiferente por su igualdad tras una tarde en la que se echaron de menos enfrentamientos más parejos, y el que, sin duda, fue el plato fuerte de la jornada: el que enfrentó a Hungría y España, que acabó con un triunfo vital para las de Miki Oca.

Victoria abultada para la selección rusa, que no encontró rival en un combinado turco al que endosó la segunda mayor goleada de la historia de los Europeos. El resultado, igual de abultado que en su anterior duelo en Belgrado en 2016, que acabó con 29-0. En esta ocasión, fue de 35-4 (9-1, 10-2, 10-0, 6-1) para las de Alexander Gaidukov, que salieron lanzadas a por el triunfo. Muestra de ello, el parcial de 19-3 a la media parte. En la segunda, más de lo mismo en un enfrentamiento con poca historia que fue como un entrenamiento más para las rusas, que anotaron un 74,5% de sus lanzamientos. En este sentido, cabe mencionar que, a excepción de las guardametas, marcaron todas sus jugadoras. A destacar, los 7 goles de Prokofyeva y los 5 de Karimova, Serzhantova y Rizhkova.

Alemania: de menos a más

Seguramente, como podía preverse teniendo en cuenta los precedentes, éste fue uno de los duelos más emocionantes e intensos de la jornada inaugural. Alemania, que fue por debajo durante gran parte del encuentro, acabó imponiéndose por un ajustado 8-9 (3-1, 2-2, 2-4, 1-2). La remontada de las teutonas llegó en el tercer cuarto tras haber ido dos goles por debajo durante todo el partido. En el último, Alemania, que se puso por delante en el marcador por primera vez a falta de 6:45 para el final, resolvió cuando restaban 3:26 minutos para la resolución. Las más destacadas en el cuadro vencedor, Aylin Fry, autora de 3 goles, y la guardameta Felicitas Saurusajtis.

Giorgio Scala (Deepbluemedia)

Lo que perfectamente podría acabar siendo la final del campeonato fue toda una fiesta. Precedido por la ceremonia de inauguración, el partido entre dos de las selecciones más potentes del panorama europeo y dos de las candidatas a llevarse el título, estuvo marcado por un alto ritmo y nivel de juego. Finalmente, se acabaron imponiendo las de Miki Oca, quienes sacaron un mayor provecho de las jugadas en superioridad y de las pocas ventajas concedidas por una Hungría que vendió cara su derrota. 2-3, 2-2, 1-3 y 4-5 fueron los parciales que acabó con un merecido 9-13 favorable a las locales, que estuvieron lideradas por Bea Ortiz (6) y Maica García (4).

twitter-bird@nicolasarlanzon

También podría gustarte
¡Suscribete a WATERPOLISTA.com totalmente GRATIS!
Disfruta de todas las novedades que se publican en WATERPOLISTA.com y muchas ventajas que irás recibiendo semana tras semana.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.