Enric Bertrán: “Con esta situación está en serio peligro el modelo del waterpolo catalán”

Hablamos en WATERPOLISTA.com con el presidente de la Federación Catalana que crítica el trato que se le está dando al deporte, y en particular a los clubes

Si la situación de los clubes es ya de por sí complicada, cuando dependes en su gran mayoría de la aportación de socios y abonados y te obligan a cerrar tus instalaciones, la situación pasa de complicada a desesperada. Eso es lo que ocurre con las entidades deportivas de Cataluña que se han visto en la dura obligación de cerrar las puertas de sus instalaciones, comprobando como los efectos del Covid19 pasan a una nueva dimensión. “La problemática de nuestros clubes son diferentes a otros clubes deportivos”, reconoce a WATERPOLISTA.com el presidente de la Federación Catalana de Natación (FCN) y el vicepresidente de la Real Federación Española de Natación (RFEN), Enric Betrán, quien explica que en la mayoría d los casos son clubes con socios y usuarios que utilizan las instalaciones. “Se trata de entidades sin ánimo de lucro que generan unos excedentes, y éstos los invierten desde el trabajo con la base y la cantera hasta la alta competición por medio de equipos que compiten a nivel estatal, y en algunos casos son clubes que cuentan con olímpicos y campeones de Europa”, puntualiza el directivo, que asegura que “con la situación del Covid19 la perdida de socios, pérdida de ingresos y por tanto la pérdida de facturación de servicios a cualquier nivel afecta de lleno a la económica del club. No hablamos de la desaparición de los clubes, pero si hablamos de que está en peligro el modelo deportivo catalán, y por tanto el modelo deportivo del waterpolo en nuestro país“, puntualiza.

El llegar a esta delicada situación ha sido provocada por múltiples motivos, pero uno de ellos el cierre de las instalaciones, que Bertrán define como “un golpe mortal más“. “Aquí en Cataluña empezamos hace semanas con el cese de las competiciones territoriales y para estos niños no poder competir se hace complicado el hecho de entrenar sin poder jugar partidos, y por tanto se reduce el número de fichas e ingresos de los clubes. Después pasamos al toque de queda y eso significa que a las nueve de la noche cierran instalaciones, algo que supone un gran problema porque muchos equipos entrenan a partir de las ocho o nueve. Esta medida implicó, ya en su momento, la pérdida de socios y usuarios y eso repercute en los recursos que genera la entidad, porque al final estos clubes van a quedar muy tocados en sus balances del 2020 y afrontan un 2021 con muchas incertidumbres, por lo que tendrán menos recursos que invertir al deporte de base o el deporte profesional”, reconoce su presidente que espera que la denuncia presentada por la UFEC frente a la Generalitat solicitando la reapertura de las instalaciones deportivas pueda ser el primer paso para que el mundo del deporte empiece a ver La Luz al final del túnel.

twitter-bird@etoster

También podría gustarte
¡Suscribete a WATERPOLISTA.com totalmente GRATIS!
Disfruta de todas las novedades que se publican en WATERPOLISTA.com y muchas ventajas que irás recibiendo semana tras semana.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.