Marc Pannon se ha visto obligado a ‘apartarse’ del waterpolo

El deportista catalán se ha visto obligado a dejar por el momento de entrenar y jugar en el CN Mataró debido a la falta de control y rigurosidad que tienen los protocolos anti - Covid19

Su faena relacionada con el sector de la salud le hace incompatible poder ejercer con tranquilidad su profesión como fisioterapeuta si lo combina, como hacía hasta ahora, con una actividad deportiva de contacto y exenta de tests que puedan controlar riesgos como ocurre en el waterpolo. Eso es lo que le ocurre a Marc Pannon, que hasta ahora venía siendo uno de los porteros del CN Mataró. Labor deportivo que ha venido compaginando con la atención a pacientes en su consulta recién abierta y en domicilios de particulares. “No puedo permitir esta situación y me ha abocado a no poder ni entrenar ni jugar. ¿Me gustaría continuar con normalidad? Por supuesto pero mis pacientes tienen que estar protejidos de riesgos. Sé que es un coste económico elevado pero se tendría que buscar la fórmula para jugar con garantías. No me ha gustado esta gestión y sin que se me malinterprete “lanzar los jugadores a los leones“, explica con claridad a WATERPOLISTA.com el deportista catalán, quien considera que el waterpolo le ha dado grandes cosas. “Las más importantes los valores y las relaciones personales al largo de los años. Actualmente supone menos, ya que he decidido centrarme más en mi carrera profesional, ejerciendo la fisioterapia/osteopatía”, puntualiza.

En este sentido, el profesional que ha venido compartiendo posición en el Maresme con Mario Lloret se define como un deportista que suple el físico y los centímetros por la intuición y la utilización del cerebro, acompañado de la preparación audiovisual para así poder analizar a los rivales. Y todo ello en el Mataró, el club que define como el de su vida. “Siempre agradecido por todo lo que me han dado, a parte del deporte. Un orgullo poder haber vestido sus colores y representar nuestra ciudad por Catalunya, por la liga y por Europa“, reconoce un jugador que, por otro lado, reconoce que “hace tiempo que la comunión personal en el equipo es fantástica”. “Esto se nota fuera y dentro del agua. Sin ser un gran presupuesto de la liga estamos siempre arriba. Tiene mucho mérito jugando con tanta gente de la casa. Un modelo que si puede seguir así durante los años debe llenar de satisfacción, más allá de los resultados. Esta situación de pandemia mundial ha representado, como en todos los estamentos, una bajada de ingresos por parte del club y esto nos ha abocado a no poder participar en Europa. Esperemos que la situación mejore, que la masa social crezca como antaño y podamos poder a volver a competir a nivel internacional, un motor de motivación y deleite”, explica a la par que confiesa que le encantaría volver en algún momento a poder jugar. “Así lo deseo pero a corto plazo no le veo factible del todo. Tendría que cambiar el protocolo por parte de la federación. Añadir testos los jueves antes de jugar los sábados sería fantástico“, concluye.

twitter-bird@etoster

También podría gustarte
¡Suscribete a WATERPOLISTA.com totalmente GRATIS!
Disfruta de todas las novedades que se publican en WATERPOLISTA.com y muchas ventajas que irás recibiendo semana tras semana.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.