Rupert Navarro pone el foco en la formación para la evolución del proyecto del CN Sabadell

Conocemos a un peso pesado en el primer equipo femenino del CN Sabadell, ya que es la mano derecha de David Palma y a su vez forma parte del grupo de técnicos que trabaja en la captación y formación de jugadores

Regularidad, trabajo, perspectiva y formación. Es lo que intenta transmitir a sus jugadoras el segundo entrenador del CN Sabadell, Rúpert Navarro, quien asegura que formar parte del nuevo cuerpo técnico de la entidad catalana es una gran responsabilidad. Hoy día este profesional forma parte a su vez del grupo de técnicos que trabajan en la base por medio de la captación y formación de jugadores y jugadoras para hacer que “desde una perspectiva lúdica podamos dar oportunidades a los niños y niñas en este deporte“, puntualiza a WATERPOLISTA.com el entrenador catalán, que se inició como jugador a los 11 años, y que llegó a los banquillos cuando acabó su época de categorías. Al exguardameta, al que situaron bajo los tres palos porque saltaba bien, le ofrecieron entonces, tal y cómo explica, llevar un grupo de trabajo que estaba a caballo de un buen y competitivo Infantil y lo que antiguamente era la escuela de waterpolo, en la que estaba sin ir más lejos Xavi Vallés. “Fue una gran opción formativa que me hizo apreciar que el trato con los chavales era algo que me gustaba”, recuerda el entrenador, quien afirma que también le ayudó a tomar la decisión de estudiar Magisterio en Educación Física.

| El equipo sigue “creciendo”

En este sentido, la relación entre Navarro y el Sabadell es sumamente especial, ya que considera que aunque suena a tópico, para él, el club es “mi segunda casa“. “Creo que he pasado más horas en las instalaciones de la calle Montcada, la muni (sobre todo) y can LLonc que en otra parte, compartiendo momentos especiales y forjando amistades que en cada ocasión me han formado como persona (o eso creo)“, comenta el técnico quien da su punto de vista sobre el momento en el que se encuentra el equipo absoluto: “en una fase de crecimiento espectacular con aspiraciones a todo. Siempre tocando de pies en el suelo. Es un grupo muy implicado, donde la experiencia y la juventud hacen que sea muy motivador trabajar con el. Supongo que no van por aquí los tiros, pero yo lo digo, es una lástima para todas las niñas y niñas benjamines, alevines, etc que no puedan estar compitiendo este año por la pandemia“, apunta.

Y es que lo cierto es que este equipo sabadellense siempre va a por todas, y particularmente siempre aspira a lo máximo, por lo que la evolución que ha protagonizado el equipo es “claramente ascendente”. “El grupo cada vez más cohesionado y aunqué vamos llegando a los momentos importantes de la temporada, todavía con margen de mejora que vamos viendo día a día que el equipo es mayor en todas las facetas. Los confinamientos y las dificultades de la situación han hecho aparecer aspectos sorprendentes de cohesión grupal admirables“, explica Navarro, quien por otro lado reconoce que no tiene a día de hoy “ningún reto cuantitativo”, aunque por otro lado confiesa que “a lo mejor si que cualitativo, en tanto que siempre que pudiera aportar algo positivo en la formación de los más pequeños, en la mejora de las más experimentadas y como no aprender de todo el equipo técnico que formamos la estructura del club, me daría más que por satisfecho”, sentencia.

twitter-bird@etoster

También podría gustarte
¡Suscribete a WATERPOLISTA.com totalmente GRATIS!
Disfruta de todas las novedades que se publican en WATERPOLISTA.com y muchas ventajas que irás recibiendo semana tras semana.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.