“El arbitraje madrileño se encuentra en un momento de crecimiento y renovación”

En la actualidad es una de las referencias del arbitraje madrileño al ser uno de los dos colegiados de Madrid en tomar parte de la categoría A1; Borja Marcos repasa su trayectoria profesional en WATERPOLISTA.com, donde analiza la situación actual del colectivo

Como es habitual en estos casos, una vez Borja Marcos colgó el gorro quiso mantener su relación con el waterpolo de alguna u otra manera al ver imposible compaginar estudio, trabajo y entrenamientos. Y lo hizo por medio del arbitraje una vez realizó el curso en el año 2004. Desde entonces, el crecimiento exponencial del madrileño es toda una realidad, puesto que hoy día es junto a Roberto Cerezo uno de los colegiados madrileños en formar parte de la categoría A. Sobre su trayectoria profesional, y sobretodo sobre el papel actual del árbitro dentro del waterpolo habló en WATERPOLISTA.com Borja Marcos.

– ¿En qué momento y porqué comenzó tu relación con el waterpolo?
“Empezó cuando tenía 7-8 años, mis padres me habían apuntado a natación junto con mi hermano, y al acabar los cursillos, nos comentaron la opción de irnos a un club, a competir o a jugar waterpolo, y como a todo waterpolista, creo, no nos gusta nadar por nadar, asique suma eso a que el waterpolo hay un balón de por medio….pues fue fácil la elección, lo probé, me gustó y desde entonces hasta ahora, y por muchos años más”.

– ¿Cómo fue tu trayectoria como jugador?
“Empecé y me formé como jugador en el desaparecido G.D. Isla, allí estuve jugando durante 10 años hasta mi último año de junior, que me fui al C.N. La Latina donde jugué durante 8 años la antigua categoría A-1, actual Primera División”.

– ¿En qué momentos decidiste cambiar el gorro por el silbato?
“Llega un momento en el que te sabes que tu carrera de jugador de waterpolo no te va a dar para vivir, por desgracia, y hay que priorizar estudios y trabajo. Compaginar estudio, trabajo y waterpolo se volvió muy complicado, asique mi último año de carrera universitaria dejé de jugar, para poder centrarme y acabar los estudios. Ese fue el punto de inflexión, pero al que le gusta este deporte le cuesta desconectar por completo, asique como se me daba bien eso de arbitrar, me apunté al curso de árbitro de la Federación Madrileña de Natación, lo aprobé, y desde entonces soy árbitro, hablamos del año 2004 si no recuerdo mal”.

– ¿Era algo que tenías claro?
“No, en verdad que no, me hice arbitro para seguir en contacto con todos mis compañeros y amigos, y porque me encanta este deporte y no quería desvincularme de él. Al final ves que se te da bien, y te anima a seguir. En el G.D. Isla, me ofrecieron llevar junto con otro compañero la escuela del club, acepte y ahí fue cuando me di cuenta que no sabía enseñar a los más peques, que me faltaba un algo, aguanté la temporada, ya que me había comprometido, pero al año siguiente no continué. Esta experiencia me abrió los ojos acerca de los entrenadores, y del excepcional trabajo que hacen día a día por este deporte. Si ya respetaba a los entrenadores, desde ese día mas, y ahora como árbitro, eso lo tengo presente. Asi que después de mi paso por los banquillos, solo me quedaba por probar el mundo del arbitraje, y no se me dio mal, por lo que parece”.

– ¿Qué crees que debería de tener una persona para ser árbitro?
“Personalidad y humildad. La figura del árbitro, en cualquier deporte, es la más cuestionada, la más criticada, tanto por unos como por otros, de ahí que haya que tener personalidad para no dejarte influenciar por todo eso, pero también hay que tener la humildad de saber reconocer cuando te has equivocado, porque nos equivocamos, somos humanos y no pasa nada por reconocerlo. Así por lo menos soy yo, y no creo que me haya ido mal. Pero evidentemente es mi opinión, seguro que otros compañeros de gremio opinan distinto”.

– Desde tu punto de vista, ¿en qué momento se encuentra el arbitraje español?
“El arbitraje español, aunque cueste creerlo, está en un nivel muy alto. Los árbitros españoles están muy bien considerados tanto en LEN como en FINA, de hecho casi siempre hay un árbitro español en las finales. Y aquí, en España, el nivel del resto de compañeros no internacionales es muy alto también, evidentemente hay que tener en cuenta que cada año entra gente nueva con ganas de crecer, y eso hace que haya una competitividad sana entre nosotros, porque al final acabamos mejorando todos y eso se nota”.

– ¿Y el madrileño?
“El arbitraje madrileño se encuentra en un momento de crecimiento y renovación. Creo que goza de buena salud, sin ir más lejos, a finales del año pasado, se ofertó un curso de árbitros, y se llenaron las 40 plazas en cuestión de horas, superando todos ellos el curso. Dentro del proceso de renovación, se van cubriendo, poco a poco, las plazas que, por pasar a situación de excedencia forzosa, ha ido perdiendo Madrid en el comité nacional. Sin ir más lejos esta pasada temporada se presentaron dos árbitros al examen de acceso a arbitro nacional, y ambos lo superaron sin problemas, con lo que a día de hoy el comité madrileño tiene 16 árbitros de categoría nacional, y se mantiene como segundo comité territorial en la aportación de árbitros, por detrás de Barcelona”.

– A nivel personal, ¿cómo te ves tú desde el punto de vista profesional?
“Es difícil valorarse a sí mismo, ya que siempre se va a ver bien. Yo creo que soy un buen árbitro, lo que no quita que me pueda equivocar, que lo hago, como todos. Yo soy mi primer crítico, y sé que tal lo he hecho nada más acabar el partido, pero habría que preguntarles a los entrenadores y jugadores, que en definitiva son los que me sufren. Lo que si sé, es que sigo aprendiendo cosas cada partido que árbitro, porque no hay dos partidos iguales, y eso hace que me guste arbitrar, no hay monotonía, y te encuentras en un proceso de aprendizaje continuo”.

– ¿Qué retos te marcas como árbitro?
“Mi principal reto es mejorar el nivel con respecto al año anterior, seguir evolucionando, porque si lo consigo, habrá muchas posibilidades de mantenerme en la máxima categoría arbitral, ya que la competencia es muy alta, porque como he dicho el nivel del arbitraje español es muy alto, y mis compañeros lo tienen, asique si ellos crecen yo tengo que crecer al menos como ellos, sino más. En cuanto a nivel de partidos, mi reto anual es pitar un escalo más que el año anterior. En este caso mi reto es llegar a arbitrar semifinales de playoff (o la final) de liga, o arbitrar la Copa del Rey. Evidentemente los retos son muy altos, pero así es la mejor manera para crecer”.

– Se ha hablado mucho últimamente sobre derechos que deben adquirir los árbitros, ¿qué opinas tú al respecto?
“El waterpolo es un deporte amateur, no hay que olvidarse de eso, lo que pasa es que llevamos ya unos cuantos años, que se está profesionalizando, cosa que me parece bien y que estoy de acuerdo con ello, pero solo en la parte deportiva se nota esa profesionalización, a nivel arbitral no se nota y se continua considerando como amateur, aunque, y aquí está el problema, se “exige” cierta profesionalización.El waterpolo es un deporte que no se puede comparar con futbol, baloncesto, …y demás deportes mayoritarios profesionales, primero porque no mueve la misma cantidad de licencias federativas y segundo y más importante, no mueve la misma cantidad de dinero y medios de comunicación. Hay que ser realistas y conscientes de la situación, pero evidentemente si a mí como árbitro se me exige una disponibilidad y profesionalización, al igual que a los jugadores y entrenadores que se dedican exclusivamente a esto, pues se me tendrá que reconocer económicamente eso. Con esto no digo que con el waterpolo puedas vivir, para nada, de hecho, el que piense que así es, está equivocado, solo que, si se profesionaliza el waterpolo, se ha de hacer en todos los ámbitos, no solo en unos pocos”.

– ¿Consideras que hay una similitud con la situación de los árbitros en otros países de nuestro entorno?
“Este es un tema que no me he puesto a investigarlo, pero hablando con otros compañeros que, si lo han hecho, al parecer estamos muy por detrás de otros países como Croacia, Hungría, Italia, Holanda… Pero no te puedo detallar más, porque desconozco los detalles concretos”.

– Desde el colectivo arbitral, ¿cómo ven las nuevas reglas introducida por FINA?
“Hay que tener claro que va a ser un cambio drástico del waterpolo que conocemos. Algunas normas serán de fácil “aplicación”, y otras costarán más, pero no solo al árbitro, también a los jugadores y entrenadores. Analizándolas por encima, ya que tengo la misma información que se publica por las redes sociales, la mayoría de los cambios van orientados a dinamizar el juego, que sea más activo dinámico, por ejemplo, la reducción de 30 a 20” de posesión en segundas jugadas, corners o expulsiones eso va a hacer que no haya “momentos de pausa” y eso hará más intenso el juego. En general, con este cambio de normas, el waterpolo tal y como lo conocemos hoy en día, dejará de existir, hay cambios que van cambios muy drásticos en la forma de jugar de los equipos, tácticas que no se han visto nunca, porque no eran posibles según reglamentación actual. Lo que sí que tengo claro es que todos vamos a tener que hacer un gran esfuerzo, y que habrá un periodo de adaptación de las normas y para que quede clara su aplicación”.

– ¿Eres favorable o no al uso del VAR en el waterpolo?
“En el asunto del VAR estoy dividido al 50%, porque para algunas cosas sí que lo aplicaría, pero para otras no. Para todo lo que sea facilitar la sanción de acciones antirreglamentarias y disciplinarias, estoy de acuerdo, hay que erradicar ese tipo de acciones del deporte, y no solo del waterpolo, sino de todos. Pero por ejemplo para comprobar si es gol o no, pues no, para eso ya existen Jueces de Gol, y no sé, como que se pierde la esencia del “factor humano”. De todas maneras, soy consciente de que la tecnología cada vez se va a ir implantando más y más en este deporte, solo hay que ver como se ha implantado en nuestro día a día en los últimos años”.

twitter-bird@etoster

También podría gustarte
¡Suscribete a WATERPOLISTA.com totalmente GRATIS!
Disfruta de todas las novedades que se publican en WATERPOLISTA.com y muchas ventajas que irás recibiendo semana tras semana.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.