Pentacampeonas de Europa

Increíble lo que se vivió el pasado sábado en Can Llong, donde las chicas de David Palma logrando su quinta Copa de Europa tras cuajar un partidazo con remontada incluída ante un equipo de la talla del Olympiacos

El Astralpool Sabadell conquistó este sábado ante su público su quinta Copa de Europa al ganar al Olympiacos (13-11), en una de las mejores finales de la historia en la que las sabadellenses remontaron en los últimos cinco minutos tres goles en contra con un parcial de 5-0. Un tiempo muerto de David Palma, cuando la final parecía en manos de las griegas, cambió el signo del partido. Un gol de Judith Forca y otro de Mati Ortiz en 46 segundos, y un penalti parado por Laura Ester a Eleftheria Plevitrou con 10-11 a 3’25” del final acabaron hundiendo a las griegas y llevaron a las catalanas al título.

Las sabadellenses anularon en defensa a las griegas, en especial Maggie Steffens sobre la boya Alexandra Asimaki, y Kiley Neushul empató el partido (11-11) a 2’54” del final. Bea Ortiz puso a las catalanas por delante a dos minutos del final. El partido pudo ir a los penaltis si Eleftheriadou no hubiera estrellado el balón contra el travesaño en el último ataque del Olympiacos que vio como Maggie Steffens sentenciaba la final marcando el 13-11 definitivo a 40 segundos de la conclusión. Fue una final inolvidable en la que el Olympiacos jugó mejor durante buena parte de la misma gracias al juego tanto en ataque como en defensa de la australiana Hannah Buckling, máxima goleadora del partido, junto a Kiley Neushul, con cuatro goles.

En el primer cuarto, las jugadoras de Teocharis Pavlidis desactivaron a las sabadellenses con un gran trabajo defensivo y llegaron a tomar una ventaja de dos goles (1-3, min. 7). La buena defensa de Buckling sobre Maica García en la boya obligó a las atacantes sabadellenses a ser las que tomaran la iniciativa. Neushul fue la encargada de resolver buena parte de los ataques en superioridad de las sabadellenses y empató el partido en dos ocasiones (4-4 y 5-5). Se le unió Bea Ortiz en la tarea ofensiva para dejar el partido igualado al descanso (6-6). El Astralpool Sabadell consiguió su primera ventaja (8-7) a tres minutos del final del tercer período con su cuarto gol de la final, pero las griegas seguían muy enteras.

Confiaron en su defensa y aprovecharon los errores en ataque de las sabadellenses para entrar en el último cuarto con ventaja (8-9) tras un gol de Tsoukala a treinta segundos del final del período. El Olympiacos siguió acertado sobre Maica García en la boya y el Astralpool Sabadell entró en una fase de indecisión en ataque. No lo perdonó el conjunto griego, que con un gol de Eleftheria Plevritou y otro de Buckling pusieron el 8-11 en el marcador a 5’17” del final. David Palma hizo un enorme trabajo psicológico en el tiempo muerto para convencer a sus jugadoras de que la final no estaba perdida y en cinco últimos minutos en el que apareció lo mejor del equipo, el Astralpool Sabadell acabó conquistando la Copa de Europa que más recordara con el paso de los años.

twitter-bird@waterpolistacom

También podría gustarte
¡Suscribete a WATERPOLISTA.com totalmente GRATIS!
Disfruta de todas las novedades que se publican en WATERPOLISTA.com y muchas ventajas que irás recibiendo semana tras semana.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.