‘Ésta generación es pura magia’

"Me siento orgullosa de haber compartido selección con un grupo tan humano, tan sano y tan espectacular que está consiguiendo llevar el waterpolo a otro nivel", asegura Patri Herrera en su sección 'La Mirada Periférica'

Seis años después, en la misma ciudad, en otro Europeo, nos volvemos a bañar de oro. Este oro es un camino de baldosas amarillas para seguir dando pasitos hacia los objetivos de este año olímpico, tan duro, pero a la vez tan apasionante para un deportista. Tras casi dos semanas de competición, 8 partidos y muchos nervios y emoción, nuestras chicas vuelven con la cabeza bien alta y una medalla de oro entre las manos. Rivales como Italia, Grecia, Hungría o Rusia no nos lo han puesto nada fácil, incluso Holanda nos llegó a pintar la cara y nos hizo poner los pies en la tierra para poder reencontrarnos en el camino.

La final con Rusia fue de tripas corazón. Como lo son todas las finales… Pero España se llevó una victoria muy trabajada de principio a fin, bordando así un campeonato de Europa y reafirmándonos como rival a batir una vez más. No podemos estar más orgullosos de ellas y de todo lo que han conseguido en estos últimos años. Este nuevo hito, es la guinda de un pastel que lleva cocinándose a fuego lento y con mucho mimo desde hace casi 10 años. Muchas jugadoras hemos pasado por la selección durante esta época dorada, y no me equivocaría si dijera que todas somos participes de la palabra que ha conseguido que lleguemos a este punto: “EQUIPO”. Es difícil llegar hasta la cima, pero mas difícil es llegar para quedarse, y eso es lo que ha hecho este grupo de jugadoras, que van aportando su granito de arena a nuestro impresionante palmarés.

Cuando se trabaja así, se juega con tanta pasión y se lucha por un objetivo común, ocurren cosas tan bonitas como estas y los sueños se cumplen. Se te inundan los ojos de lágrimas cuando recuerdas los entrenamientos de los domingos, las noches fuera de casa, los ánimos por teléfono de tus seres queridos, las tardes de estudio entre entrenos, los retos para conseguir tardes libres, y cuando estas ahí, encima del pódium, dándote la mano con tus compañeras y con una sonrisa con la que te comerías el mundo, te das cuenta de que todo ha merecido la alegría, porque las penas no existen con una medalla de oro colgando de tu cuello. Me siento orgullosa de haber compartido selección con un grupo tan humano, tan sano y tan espectacular que está consiguiendo llevar el waterpolo a otro nivel, enganchar a mucha gente a este deporte y haciendo que el mundo sea un poco más redondo y amarillo. Esta generación es magia y vuelve a valer oro.

twitter-bird@PatriHerrera1

También podría gustarte
¡Suscribete a WATERPOLISTA.com totalmente GRATIS!
Disfruta de todas las novedades que se publican en WATERPOLISTA.com y muchas ventajas que irás recibiendo semana tras semana.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.